¿Existe la fuente de energía perfecta? Debería ser una fuente de energía infinita, que no cueste nada obtenerla y que no contamine. Ya utilizamos algunas con estas características, como el sol o el viento, pero aún no son demasiado eficientes ni sencillas de implementar. La empresa ARES nos propone otra: la gravedad. Ha diseñado ARES Ridgeline, un nuevo sistema de vagones con batería gigantes, que generan electricidad aprovechando la gravedad.

La ventaja de ARES Ridgeline es que, como la energía del Sol, la gravedad es una fuerza inagotable fácil de conseguir. Pero tiene una dificultad adicional: para que algo caiga por efecto de la gravedad, primero tiene que subir…

ARES Ridgeline utiliza una series de vagones que transportan unas enormes baterías que se mueven a lo largo de unas vías situadas en una cuesta. Cuando bajan la cuesta por efecto de la gravedad se convierten en generadores que generan electricidad, aprovechando la fuerza de la caída. Pero, ¿cómo suben? Puedes ver cómo funcionan en este vídeo:

La premisa que hay detrás de ARES Ridgeline es que existen redes energéticas de paneles solares o centrales eólicas que en ocasiones generan más energía de la que se usa.

El problema con la electricidad es que no se puede almacenar durante mucho tiempo. En condiciones óptimas (por ejemplo si hace mucho sol o mucho viento) se puede generar más energía de la que se usa, y se desperdicia. Aquí es donde ARES Ridgeline tiene sentido.

La idea de estos vagones con batería que generan electricidad, es que en los momentos en los que sobra energía, la usan los vagones para subir las baterías hasta la parte superior de la cuesta.

Cuando se necesita electricidad, los trenes se convierten en generadores y usan la gravedad para bajar la batería por la cuesta sin gasto energético, generando electricidad que se puede enviar a cualquier red eléctrica.

Batería externa Poweradd Pilot X7

Poweradd Pilot X7

La batería externa Poweradd Pilot X7 es la más vendida y la más puntuada de Amazon, por su imbatible relación calidad / precio. Tiene una capacidad de 20.000 mAh y dos salidas USB de hasta 3.1A, para recargar más rápidamente. Además posee linterna.

Es una idea original para aprovechar la electricidad que no se puede almacenar, pero como vemos en el vídeo no es sencillo (ni barato) de implementar, ya que hay que construir un sistema de vías, vagones y baterías gigantes, en una cuesta.

Pero en zonas en donde se desperdicie energía a menudo, puede resultar rentable. De hecho ya está en fase de pruebas en Estados Unidos.