Qualcomm pierde la primera batalla contra Apple en la lucha por las patentes

Servicio Tecnico provincia de Noticias

Un juez de la Comisión de Comercio Internacional de Estados Unidos le ha dado la razón a Qualcomm pero no con el resultados que la compañía se esperaba. Según la justicia estadounidense Apple sí infringió una patente propiedad de Qualcomm, pero esto no es suficiente para prohibir la comercialización de los iPhone, como pedía el fabricante de procesadores. 

Llevamos pucho tiempo cubriendo esta guerra legal entre dos de los gigantes del mundo tecnológico y las últimas acusaciones apuntaban a una posible infracción de Apple al haber compartido información confidencial de Qualcomm con su nuevo fabricante de chips, la empresa Intel. 

Estas acusaciones se suman a otros más de 40 casos presentados en tribunales de medio mundo. El juez Thomas Pender ha determinado que una de esas denuncias de infracción es cierta pero lo considera insuficiente como para retirar los smartphones de las tiendas, algo que Qualcomm, por supuesto, no acepta.

Apple vale un billón de dólares, pero nadie sabe por cuánto tiempo

“Agradecemos que el juez haya aceptado la infracción de la patente, pero no tiene sentido permitir que la infracción continué negando la prohibición de la importación del producto” ha afirmado el asesor general de Qualcomm, Donald Rosenberg, en un comunicado; “hay muchas maneras de que Apple deje de infringir nuestra tecnología sin afectar al interés público”, añade. 

Qualcomm tiene aún una última esperanza que consiste en la revisión de las conclusiones del juez por parte del resto de la Comisión de Comercio, que tiene la última palabra. Si estos le dan la razón completa, la compañía de chips podría exigir a Apple pagar una importante suma por la licencia de esa patente que han usado para la creación de los iPhone. 

Por su parte, el gigante de la manzana alega que las regalías exigidas por Qualcomm son injustas y señalan que pretende mantener un monopolio que perjudica a innovadores y consumidores estadounidenses. Hace varios años que Apple empezó a denunciar que Qualcomm cobraba demasiado por sus licencias tecnológicas, por lo que tomó la decisión de dejar de pagarle; según Bloomberg los pagos no realizados ascenderían actualmente a más de 2,5 mil millones de dólares.

La decisión final no se conocerá hasta el próximo mes de enero, al mismo tiempo que está prevista la resolución de otra denuncia entre las compañías que acumulan ya más de 100 procedimientos legales en todo el mundo, incluidos los casos de patentes y denuncias antimonopolio.