Así se están probando los coches autónomos en las carreteras de Madrid

Servicio Tecnico provincia de Noticias

Hace unos meses empezaron a circular en la capital los vehículos sin conductor del proyecto Autocits de Indra. Si tienes curiosidad por conocer el proyecto, te contamos cómo y dónde se están probando los coches autónomos en Madrid.

La empresa de consultoría y tecnología Indra anunció a finales del año pasado que iba a poner en marcha en Madrid el proyecto europeo Autocits, una iniciativa que tiene el objetivo de contribuir a la adaptación de la normativa, los centros de control de tráfico y las infraestructuras a la conducción autónoma.

Tras el despliegue inicial arrancaron las pruebas de conducción en condiciones de tráfico real. Se están llevando a cabo en el carril para vehículos de alta ocupación (bus-VAO) de la autovía A-6, que se encuentra entre Las Rozas y la entrada a la M-30.

Compra un GPS para el coche a buen precio en Amazon España

En concreto, se están utilizando tres versiones adaptadas del coche eléctrico Mitsubishi i-Miev, que son propiedad del Instituto Universitario de Investigación del Automóvil (INSIA) de la Universidad Politécnica de Madrid. En el interior de los vehículos, que están preparados para alcanzar velocidades superiores a los 80 km por hora, viajan dos personas (un conductor y un ingeniero) pero sin controlar la conducción.

Para poder efectuar las pruebas, Indra ha tenido que implementar a su plataforma de control del tráfico, llamada Horus, servicios inteligentes de transporte basados en sistemas cooperativos (C-ITS), que permiten la comunicación y el intercambio seguro de datos entre vehículos, usuarios e infraestructura empleando para ello el estándar de comunicaciones europeo ITS-G5. 

Waymo quiere traer su servicio de taxi autónomo a Europa

Durante las pruebas reales, a partir de la información que va recibiendo de la infraestructura, el coche autónomo es capaz de ajustar su velocidad en función del tráfico y de reaccionar al comportamiento de otros vehículos.

El ensayo de Madrid no es el único del proyecto Autocits, que también tendrá programas piloto en Lisboa y París con el objetivo de facilitar la circulación de los coches sin conductor en los nodos urbanos de diferentes países europeos.